jueves, 26 de febrero de 2015

Poemas fugaces (Cercanos)


CERCANOS

Se quedarán mis sueños, cercanos a la vida,
que descubrió la esencia, donde tuvo cabida,
la parte trascendente, la que me vio nacer,
y afianzarme a la escala, por un mejor hacer.

Hacia un camino extenso, de etapas victoriosas,
mirando un mundo abierto, donde colorear,
en estampas vibrantes, que las hagan hermosas,
aunque se apague el tiempo, poderlas recrear,

Lloraré esas etapas, donde sienta lo amargo,
como cualquier humano, que descubre, y que ve,
aprenderé a forjarme, como un hombre cercano,
conservaré el buen ánimo, por el que lucharé.

En fugaces momentos, llenos de fantasía, 
se moverá la sangre, para hacernos de guía,
no se quiebren las ramas, o se queden desnudas,
en tempestad, que arrecien esas sombras, de dudas.

Listos para el embarque, en nuestra propia historia,
pierdas o no memoria, permanecer, quedarte,
donde espera la gloria,
que no es más que el descanso, en donde refugiarte.

domingo, 22 de febrero de 2015

Poemas fugaces (Mis maneras)


Mis maneras

¿Has escogido ya antes de tu cita?
Aquí se queda el cuerpo, con su atuendo,
¿quieres fantasear, ver quién habita,
tu traje espiritual, que sea estupendo?

Por no faltar detalle, iré escogiendo,
el ser la sensación, no mortifica,
¿cómo será esa gente…pobre o rica,
Y quién al verme entrar, me irá ofreciendo?

Sobre la vanidad, no voy mintiendo,
que se vea que adopto “mis maneras”
un guía, ¡para qué!, yo ya me entiendo,
espero disfrutar, si allá me esperas…

Desenvuelto y locuaz, no llevo penas,
de cómo las traté, hablaré otro instante,
aquí se viene a sonreír, y eso es bastante,
no quiero caras serias, en mis cenas.

Recuerdo que, al salir, me dio un infarto,
voy fantaseando, al emprender el vuelo…
yo para estar ahí, espero mi cielo,
de las dolencias, vuelvo a estar ya harto.

viernes, 20 de febrero de 2015

Poemas fugaces (El pedestal)


EL PEDESTAL

En tribuna estarás cuando acontezcan,
Las cosas que se han dicho tantas veces…
y se acuse “el tinglado”, harto con creces…
¡que eleven su oración, los que padezcan!

El pedestal sujetas, cuando ofreces,
ahí te gusta, que aclamen tus ideas,
donde se lee o perora, en asambleas,
la auditoría da voces y te creces.

Callados y sumisos en la Tierra,
los muertos ya no vuelven, a asumir la tarea,
percibimos fantasmas, en un rincón cualquiera,
cuando alardea el hombre, que ya no hace carrera

¡Divinidades, adivinanzas, amuletos, a rellenar la alforja!
que viendo al infinito, que se acerca, nos entra la congoja,
saturación de bienes, y conciencia de trapo, tela vieja…
qué extraña sensación, llenar el templo de vela y queja.

Avaricias inmensas, despliegan su aleteo,
a vivir que son dos días, sin juez que amargue el paseo,
y siendo su propio guía, para no perder el sueño,
con trabadas circunstancias, arraigadas en su empeño.

lunes, 16 de febrero de 2015

Poemas fugaces (En la meta)


EN LA META

Ahora sí, buen amigo, es tiempo de agudeza,
ahí desde las pruebas, la vamos a imprimir,
pronto saldrán los hombres, a mostrar su destreza,
fuertes, rápidos, hábiles para sobrevivir…

Y es que, sobre esas gradas, ahora estamos nosotros,
sin calidad, no puedes realizar esos “cortos”,
asistimos al acto, de la vida en la meta,
sin tesón y el esfuerzo, que nadie te prometa.

Entre las duras pruebas, resistirás asaltos,
que te impulse el arrojo, para esa inspiración,
si hay talento, hay testigo, no eres uno entre tantos…
lleva algo que supera y, es la concentración.

La estrategia el combate, todo es medida, apremio,
es no dejar, que muera el tesón al extremo,
sobrevivir es alta preparación y entrega,
adoptar la manera, del que ha luchado y llega…

Si el corazón resiste, no habrá ningún reclamo,
¡centinela vigila, que no decaiga el ánimo!
exhíbelo por grande, y déjalo vivir,
cuando el reloj se marque, él te dejará ir…

sábado, 14 de febrero de 2015

Poemas fugaces (Dos miradas a un ritmo)


DOS MIRADAS A UN RITMO

Qué guardarán sus ojos, de expresión tan espléndida,
los busco y me rehuyen, ¡cuán triste a mi pesar!,
aunque parece cierto lo que uno se imagina…
me sorprenden, y siento que no quieren hablar.

Son de mirada clara, azul de firmamento,
navego, voy a su encuentro, quiero palidecer…
y es que, seguramente hallaré un mar abierto,
me traerá la zozobra, para luego volver…

Fue al desplegar las alas de sus ojos, la vida,
sin saber qué era el cielo, sentí veneración,
y bajo la influencia de mi esencia, absorbida,
sólo recuerdo que eran, como una aparición.

Despertaré del sueño, para entrar en la hazaña, 
de admirar su sonrisa, labrada a cincel,
y en el éxtasis juntos, como tela de araña,
presos en nuestros mundos, pasarán al pincel.

Para que no se rompa el alma, irá cosida,
dentro de la locura, que invade la razón,
yo dejaré que sólo tú, interpretes la vida,
dos miradas a un ritmo, sintiendo el corazón.

jueves, 12 de febrero de 2015

Poemas fugaces (La subasta)


LA SUBASTA

Al saber que tienes alma, y afloran los sentimientos,
más tiernos, yo callaré, que no sepan cómo se vive sufriendo,
al saber, cuando cansado, subes los peldaños sueltos…
y te sujeta el coraje, prefieres dar no ir pidiendo.

Y, si tocas a las puertas, no olvides ir sonriendo,
hoy caridad se le llama, a permitirte ir viviendo,
hace poco tú sabías, que todo tenía un precio,
ahora si te rescatan, podrían pagarte un tercio.

Ha empezado la “subasta”, se ofrece el mejor comienzo,
el dinero de salida, de trescientos a seiscientos,
tenemos un Ingeniero, entonces que sean mil doscientos…
a la una, dos y tres, para la “Empresa del Pienso”.

Científico-Mayordomo, y un médico-jardinero,
quiero tener de servicio, no a cualquiera sino a ellos,
para que sepan, que nadie está exento, por dinero…
palomas sobre el asfalto, sois víctimas de atropellos.

Este granizo tan grande, parece que caer del cielo,
va destrozando las casas, dormitamos en el suelo,
porque somos infantes, siempre esperando al recreo,
continuamente soñando, que la vida es solo un juego.

martes, 10 de febrero de 2015

Poemas fugaces (Las mentes)


LAS MENTES

Desperdiciando el cambio en lo profundo,
en vez de infundir ánimo, causamos aflicción,
fomentamos lo adverso, y así se adiestra al mundo,
para amoldar las mentes, a estándar opinión.

Porque aunque sea rebelde, el hombre es perceptivo,
y quiere en lo abusivo, su frente defender,
nadie se siente solo, al ser un colectivo,
hoy la vida prefiere, reevolución, crecer.

El controlar el mundo, para el que es y ha vivido,
y tener que asumirlo, sin nunca comprender,
como método activo, escoger, no hace ruido,
igualan el sentido de forma, y el saber…

No apabullar las mentes, con espacios vacíos,
secándose la masa, aturdiendo el crear,
reaparecer, vendiendo los secretos y vicios,
para saciar el ansia, de existir al azar…

Nos llena de esperanza, que bajo el mismo techo,
las horas nos las dieron, libremente a emplear,
que cada cual, se pierda o se gaste, es derecho,
aplaudamos que el mundo, puede modificar.

domingo, 8 de febrero de 2015

Poemas fugaces (Magna estrella)


MAGNA ESTRELLA

Era un paraje muy triste, olvidado entre las piedras,
cuando hallé tu alma desnuda, y antes de que la envolvieras,
como por arte de magia, vislumbré tu magna estrella,
aquella que, aunque hagas o hagan, seguirás atado a ella.

En su perfil de azabache, contemplé la noche negra,
pero en cambio, su mirada estaba alzada, serena,
aún entre los avatares, con rayos sobre la esfera,
miré aquel alma, y se erguía firme, asida a la dura tierra.

Germinadas por el viento, sobre la extensa pradera,
quedaron flores salvajes, luciendo color y estela,
ya no podrán arrancarlas, el galope ni la espuela,
vueltos como el huracán, asolando como fiera.

Ya se hace sentir la tarde, vertiendo cálida escena,
donde transitan los sueños, porque el vacío se llena,
del espacio que contemplan, las aves y las miserias…
desde lo alto o sobre el suelo, a esperar las mieses tiernas. 

Quedose dormido el campo, entre brillo de luciérnagas,
bañado en sombras nocturnas, de ojos que no parpadean,
y yo envuelto en el perfume, que emana de la estrellas,
separado de mi cuerpo, en sueños, voy hacia ellas.

sábado, 7 de febrero de 2015

Poemas fugaces (Desolación)


Desolación

Se Tambalea, y quiere guardar el equilibrio,
Desorientado, el ser humano se bloquea,
el vino del furor, lo ha vuelto ebrio,
huele a desolación, lo inducen a pelea…

No le tiente el mirar, la escena es fea,
es una imposición, y hay un abismo,
cuando en la solución, no existe idea,
vuelve la inclinación al esclavismo.

Quise tomar conciencia, de los hechos actuales,
ni educación ni formas nos sustentan,
a “cara de perro”, se dan hoy los modales,
y los que nada saben, se lo inventan.

Vas a llegar a gatas, si no aprietas,
todo lo que no cuenta de provecho,
en el camino actual, se halla al acecho,
bajo amenaza de derrumbe, por sus grietas.

Para la tempestad, guardas la mente,
que no te impliquen más los elementos,
no hay que falsificar, ni holgar ni cuentos…
antes del huracán, ser diligente.

miércoles, 4 de febrero de 2015

Poemas fugaces (Aroma de primavera)


Aroma de primavera

Cada etapa de la vida llega, y supone un evento,
así debes contemplarla, e impulsar un nuevo intento,
al influjo de los ánimos, las estaciones van dentro,
y verás que nunca es tarde, para propiciar su encuentro.

Todos quieren primavera, porque el invierno es muy lento,
ella es, por sus vibraciones, del espíritu el sustento,
su llegada abre la vida, se produce desconcierto,
porque despliega sus alas, y te alcanza el firmamento.

Descalza sobre la arena, o envolviéndose en el viento,
es su aroma lo que atrae, mi cuerpo junto a su cuerpo,
y me estremece el sentir, de cada pétalo un beso…

¡Primavera, cuando naces traes al mundo el albedrío,
la magia que hay en tus labios, exhalan en mí un suspiro!
y ¡cómo serán tus noches, para no importarme el frío…!
escucho el romper del mar, mientras me quedo dormido.

De cristal se hace el sonido, tan frágil en tú latido, 
mientras la mañana nace, al saber que no te has ido, 
ahora sí puedo soñar, con quedarme así, contigo
navegando en el pensar, tú y yo, sin otro testigo…

lunes, 2 de febrero de 2015

Poemas fugaces (Palpitar)


Palpitar

Se abre y dibuja el corazón, con lanza y fuego,
pide entrar en combate, aunque fatiga…
y adentrándose, en todo lo que obliga,
le gusta palpitar, amar, soñar, entrar en juego.

Que pase lo que pase, vendrá luego,
ahora, existir le toca en ese instante,
las emociones, son su lanza en duelo,
y renovar su sangre es la constante.

No tener corazón, tampoco es bueno,
parece un querer desafiarse,
pulsando, con su voz de rayo y trueno,
al avanzar precoz, y luego hastiarse.

Pero lo que le gusta, es alegrarse,
¿dónde estaría el ritmo y su cadencia,
si en un profundo sueño lo encerraste,
herido lo acortaste, en su existencia?

¡Deja brotar la sangre, y que haga ruido,
que alborote, apabulle cual gigante,
rómpele en risa, hazlo estallar fundido,
pero no lo relegues en su estante!

ESCRITO EN LA MIRADA

ESCRITO EN LA MIRADA